Página principal | Especiales | Canal salud | El Hospital Miguel Servet reúne a expertos para avanzar en técnicas quirúrgicas de pulmón

El Hospital Miguel Servet reúne a expertos para avanzar en técnicas quirúrgicas de pulmón

Exteriores del Hospital Miguel Servet de Zaragoza Exteriores del Hospital Miguel Servet de Zaragoza

La lobectomía pulmonar mediante cirugía torácica video-asistida (VATS) de mínima invasión es la técnica quirúrgica de elección en el cáncer de pulmón. Entre sus principales beneficios a corto plazo destaca la reducción de las complicaciones, el dolor postoperatorio y la estancia hospitalaria, además de conllevar una mayor capacidad para tolerar tratamientos complementarios a la cirugía, como la quimioterapia. Así, el Hospital Miguel Servet reúne a expertos internacionales para avanzar en técnicas quirúrgicas de pulmón.

Esta técnica también tiene ventajas importantes a medio-largo plazo como una mejor y más rápida recuperación funcional y reincorporación a la actividad física habitual. “Gracias a todo ello, el índice de satisfacción de los pacientes que son intervenidos con VATS en lugar de otras cirugías es mucho mayor”, ha explicado el doctor Raúl Embún, cirujano torácico del Hospital Miguel Servet de Zaragoza.

Así se ha puesto de manifestado durante el Curso de Lobectomía VATS, celebrado en el Hospital Universitario Miguel Servet de Zaragoza con la colaboración de Ethicon, compañía de Johnson & Johnson, empresa que tiene a la formación médica como uno de sus pilares fundamentales y que desde hace más de diez años desarrolla programas de educación médica continuada, contribuyendo a la calidad asistencial del Sistema Nacional de Salud.

Se trata de un curso eminentemente práctico, que combina prácticas de cirugía experimental en el Centro de Investigación Biomédica de Aragón (CIBA) y asistencia a cirugías reales en pacientes en el propio hospital. “En la parte de cirugía experimental, los alumnos realizan esta técnica sobre animales de experimentación, ya que el objetivo del curso es que aprendan a planificar y realizar una lobectomía VATS y conozcan los aspectos técnicos más importantes para su ejecución de forma segura y eficaz”, comenta el doctor. 

Esta técnica quirúrgica mínimamente invasiva consiste en realizar una operación en el tórax mediante pequeñas incisiones sin necesidad de separar las costillas y, por uno de los cortes, introducir una óptica conectada a una videocámara que permite ver el interior de la cavidad torácica a través de un monitor de televisión. “De esta forma, podemos realizar la operación sin mirar directamente a través de la herida, sino mirando al propio monitor”, indica el experto. 

VATS APLICADA A LOBECTOMÍAS PULMONARES

En la actualidad existen dos formas de llevar a cabo la lobectomía: la clásica, mediante cirugía abierta; y la más innovadora, la VATS, que aporta ventajas para los pacientes. La lobectomía consiste en la extirpación de un lóbulo pulmonar y, tal y como señala el doctor Raúl Embun, “el 90% de las que se realizan es por cáncer de pulmón y el otro 10% se divide entre metástasis pulmonares, patología benigna y patología congénita pulmonar”. 

“En el caso del cáncer de pulmón, lo más importante de cualquier técnica quirúrgica es que se respeten los llamados criterios oncológicos y la elección de una u otra técnica dependerá de la que sea más eficiente y menos traumática para el paciente”, continúa el doctor. 

A pesar de que la lobectomía por VATS ofrece múltiples ventajas, existen algunas limitaciones, como son los tumores sólidos de gran tamaño, superiores a 7-8 cm, y la imposibilidad del paciente para tolerar la ventilación unipulmonar. “Esta ventilación consiste en bloquear de forma intencionada la entrada de aire en el pulmón intervenido y, en ocasiones, el paciente no tolera dicho bloqueo, como consecuencia de una deficiente capacidad respiratoria basal. En estos casos la cirugía abierta sería factible aunque más complicada, y la VATS seria directamente inviable al no existir espacio físico en el que poder trabajar”, subraya el especialista.

EXPERIENCIA EN VATS DEL HOSPITAL UNIVERSITARIO MIGUEL SERVET

El servicio de cirugía torácica del Hospital Universitario Miguel Servet de Zaragoza, dirigido por el doctor Juan José Rivas, cuenta con una dilatada experiencia en la realización de cirugía torácica video-asistida (VATS) desde 2009, alcanzando casi las 300 lobectomías mediante esta técnica quirúrgica mínimamente invasiva. “El trabajo y el esfuerzo que se ha dedicado, tanto por parte del hospital como de otros profesionales sanitarios como el doctor Íñigo Royo, ha sido muy importante. Nos hemos formado en algunos de los centros más destacados del mundo en esta técnica (Nueva York, Toronto y Copenhague)”, afirma el doctor Raúl Embún. 

El conocimiento del hospital en esta especialidad queda patente en congresos de nivel nacional e internacional. Además, el doctor Raúl Embún, ejerce como profesor en este ámbito en el considerado como mejor centro de cirugía experimental de Europa, el CCMI Jesús Usón de Cáceres. 

Este experto es, además, el coordinador de un grupo de trabajo de cirugía torácica de mínima invasión integrado por 32 hospitales nacionales, creado el pasado mes de mayo en el seno de la Sociedad Española de Cirugía Torácica (SECT). “El objetivo principal de este grupo es la puesta en marcha de un registro nacional sobre esta técnica quirúrgica, con el fin de ayudar a su difusión e investigar para su desarrollo”, apunta el especialista. 

Junto a él, otros profesionales del Hospital Miguel Servet participan como personal docente en el CIBA y en los Cursos Nacionales de Cirugía Torácica Endoscópica Mayor que realiza el centro hospitalario en colaboración con Johnson & Johnson. “El próximo mes de noviembre realizaremos la tercera edición de dicho curso, que hemos querido hacer extensible a Iberoamérica, y en esta ocasión los alumnos provendrán de México, Cuba, Colombia, Chile y Venezuela”, declara el doctor.

Etiquetado como:

No hay tags para este articulo

Valora este articulo

0