Página principal | Especiales | Reportajes | Aeropuerto de Huesca, objetivo Kuwait

Aeropuerto de Huesca, objetivo Kuwait

Exteriores del Aeropuerto de Huesca Exteriores del Aeropuerto de Huesca

¿Quién iba a decir que Huesca sería un referente en la aviación europea? Ya lo es. Y todo gracias a la apuesta de la empresa de formación Airways Aviation por unas instalaciones únicas en Europa, con escaso tráfico comercial y unas infraestructuras con un gran potencial. Por ello esta empresa australobritánica decidió sentar una sede en el Aeropuerto Huesca-Pirineos a finales del mes de diciembre de 2014. A lo largo de este pasado año han testado unas instalaciones creadas a modo de gran aeropuerto y que apenas han albergado a viajeros en sus años de vida. 

Se intentó con la aviación comercial y no pudo ser. El sueño se truncaba tras las cuentas de resultados de los escasos vuelos que se programaron. Los oscenses podían viajar a Londres, Madrid o Mallorca y también a la inversa aprovechando el tirón de la nieve y el dominio esquiable de los Pirineos. No fue suficiente y la vida del aeropuerto se mantenía a modo de halo de aire gracias a la formación. También se perdía esta iniciativa y se condenaba a muerte esta infraestructura que tuvo una inversión de 40 millones de euros. 

Las buenas noticias llegan de nuevo por parte de la formación de profesionales. Todo gracias a acuerdos como el suscrito entre Airways Aviation y Kuwait Airways que prevén crear una escuela de vuelo a la europea con una fuerte inversión para remodelar uno de los hangares que funcionará de zona polivalente; un aula para 30 alumnos, una zona de simulación y una parte reservada para personal y profesorado son los primeros planes de la compañía. También poner en marcha de nuevo la residencia de estudiantes es uno de los fines aprovechando que se encuentra anexa al propio aeropuerto y que está en buen estado. 

Todo ello son valores en alza para el presidente de la compañía, Romy Hawatt, que entiende que “las condiciones que se reúnen en Huesca son únicas en Europa, a nivel de espacio aéreo, la pista y las instalaciones de alrededor y que, junto con la base del Reino Unido, será lo más adecuado para la licencia europea, tanto para alumnos europeos como no europeos”, asevera momentos después de llegar desde Oxford. 

Este año se contará con medio centenar de alumnos llegados de Kuwait. Pero también pisarán suelo oscense aquellos alumnos que ahora están concluyendo la formación en Reino Unido. Así lo explica Hawatt, que es mucho más ambicioso con este proyecto esperando que sean unos 200 alumnos los que pasen por la docencia que se llevará a cabo en Huesca, 220 horas de vuelo que se suman a las clases de vuelo visual e instrumental.

REMODELACIÓN

Para la puesta a punto del aeropuerto la compañía, con el apoyo del Gobierno de Aragón, cuenta con 750.000 euros para la remodelación de algunas zonas. En especial uno de los hangares que ahora se utiliza a modo de almacén y que pasará a formar parte de la infraestructura de la compañía, previsiblemente para el los próximos cinco años. También se tenía previsto la creación de una zona de control que deberá esperar, ya que urgen otras intervenciones como la residencia para el alumnado que no ha sufrido ningún mantenimiento desde que los alumnos de Top Fly hicieran sus últimas maletas antes del cierre. 

Los aparatos de vuelo son la herramienta imprescindible para estos jóvenes que no superan los 30 años de edad. Por ello la compañía también se está haciendo con una flota importante para seguir con la formación. El director del curso, Pedro Ortiz, relata la llegada a Huesca con un solo avión y dos alumnos. “Hemos traído alumnos y ya contamos con cinco aviones con un solo motor. Durante este año pasado se ha aumentado el número de alumnos, se han traído 45, y de ellos, 30 ya han acabado con el entrenamiento. Contamos con tres instructores, dos personas de operaciones, una persona de mantenimiento y yo como responsable de instrucción. El próximo mes se espera el primer bimotor, el simulador y otro avión bimotor para el mes de abril”, indica Ortiz que ejerce de responsable en un aeropuerto sin apenas ocupación.

VUELOS COMERCIALES 

El aeropuerto no acumulará maletas en un tiempo. Sus oficinas no estarán ocupadas por compañías de vuelos comerciales ni su cafetería aumentará su actividad con la llegada de un vuelo. Es lo habitual en los aeropuertos pero el de Huesca debe seguir a la espera de un proyecto de aviación comercial. Así lo destaca la directora de las instalaciones, Myriam Laso. 

“Siempre se trabaja para incrementar la actividad y el ámbito comercial es también una opción teniendo el Pirineo a una hora en coche, es un atractivo importante”, asegura la directora del aeropuerto que entiende que la actividad de la escuela puede permitir otras propuestas ya que no ocupa el 100% de las instalaciones. “Ahora mismo no hay planificación de vuelos comerciales”, remarca de nuevo Laso, quien sí recuerda que se ha implementado el horario operativo de acuerdo con las necesidades de la nueva compañía. 

Esta quimera, la de contar con aviones y tráfico de personas, es para muchos un objetivo no prioritario. Es el caso del Gobierno de Aragón que apoya la iniciativa y que aplaude la salida formativa de unas instalaciones que son famosas por su alto presupuesto y su escaso uso. El director general de Movilidad e Infraestructuras del Gobierno de Aragón, José Gascón, entiende que hay que ser capaces, entre todos, de buscar un uso real y duradero para un aeropuerto que apenas se ha deshecho de su envoltorio de estraza. 

Gascón se siente muy satisfecho con la situación actual, ya que se cumplen y ejecutan todas las condiciones establecidas desde el inicio. Se acometerán nuevas actuaciones y se está formando ya a los pilotos que han servido de “conejillos de indias” para constatar que Huesca tiene futuro entre las nubes. 

“El Gobierno de Aragón está abierto a hablar con cualquier empresa que quiera dar un desarrollo a esta infraestructura. Insisto en que la gestión global corresponde a Aena pero el Gobierno de Aragón está implicado en la puesta en valor del aeropuerto”, indica el responsable político. 

El Aeropuerto Huesca-Pirineos inicia una nueva etapa gracias al acuerdo suscrito entre una línea aérea y una importante escuela de formación. Un proyecto de futuro que podría instalarse en Huesca para los próximos cinco años. El cielo oscense parece haber encontrado su modelo de negocio, una iniciativa privada que ama las características de un pequeño aeropuerto de provincias, sin vuelos comerciales, con todo cerca y con todas las facilidades posibles para dar contenido a un continente de miles de euros.

Etiquetado como:

No hay tags para este articulo

Valora este articulo

0