DIARIO ARAGONESMediodiaZeC reclama la nulidad de la inmatriculación de La Seo y de la iglesia de La Magdalena

ZeC reclama la nulidad de la inmatriculación de La Seo y de la iglesia de La Magdalena

Tamaño de la fuente: Decrease font Enlarge font
seotorre_889835825-2

El Gobierno de Zaragoza en Común ha aprobado iniciar el procedimiento para reclamar la nulidad de la inmatriculación de la Catedral de La Seo y la Iglesia de La Madalena. Así lo ha dado a conocer el portavoz municipal del Gobierno, Fernando Rivarés, después de la reunión urgente de este lunes. Rivarés ha dejado claro que el objetivo es que estos dos inmuebles sean de propiedad pública.

El también consejero municipal de Economía y Cultura ha destacado que esta medida “no entra a valorar el uso religioso, ni interfiere en la libertad de culto”. Lo hacen ahora porque pronto prescribe la posibilidad de reclamar la titularidad después de 30 años y, según ha dicho Rivarés, porque contraviene la legislación vigente. “No tiene nada que ver con querer ser los dueños de los edificios de las iglesias, sino con defender la titularidad pública que la ley asigna a una administración pública de La Seo y de la Magdalena por su valor artístico, histórico y patrimonial”, ha manifestado Rivarés.

Lo que no ha aclarado Rivarés es de quién serían propiedad estos inmuebles en caso de prosperar esta nulidad. “Es un asunto que debe dirimir el juez”, ha dicho el consejero municipal. “De quién deba ser lo dicen las competencias, quizás de la Comunidad Autónoma o quizás del Ayuntamiento, pero como dice la Ley Hipotecaria actual tiene que ser control público de una administración pública”, ha concretado Rivarés.

De esta forma, además del requerimiento al arzobispado y al Gobierno central mediante la Delegación del Gobierno, se presentará una demanda judicial para conseguir esta nulidad registral, al considerar que contraviene la legislación hipotecaria vigente, tal y como ha explicado Rivarés.

Asimismo, el Gobierno de Zaragoza está pendiente de recibir un inventario de todos los bienes inmuebles inmatriculados por la Iglesia Católica desde 1978. Ha sido requerido al Decanato Territorial de Aragón del Colegio de Registradores de la Propiedad, solicitando la colaboración necesaria para obtener una relación telemática de estos inmuebles, con datos de identificación precisos para realizar un inventario que incluya la certificación catastral de la parcela o parcelas, así como la delimitación geográfica de la finca.

Rivarés ha explicado que la Ley Hipotecaria establecía desde su aprobación inicial, en 1946, la posibilidad de inmatricular los bienes de la Iglesia Católica a través del llamado certificado de dominio emitido por el diocesano del lugar, un privilegio registral que ya ha desaparecido del ordenamiento.

Concretamente, fue con el Proyecto de Ley de Reforma de la Ley Hipotecaria y de la Ley del Catastro Inmobiliario presentada en el Congreso de los Diputados en el 2014 y aprobada finalmente en 2015. “Este proyecto faculta para una inmatriculación, finalmente, sólo a las administraciones públicas y entidades de derecho público con personalidad jurídica propia”, ha subrayado Rivarés.

Más noticias

Compartir en:

Y ADEMAS ...