22.3 C
Zaragoza
domingo, octubre 2, 2022
escucha onlinespot_img
InicioDeportesOtros deportesLa FAM, reconocida en los XXV Premios Calibo de La Ribagorza por...

La FAM, reconocida en los XXV Premios Calibo de La Ribagorza por la gestión de los refugios de montaña

La Federación Aragonesa de Montañismo ha sido reconocida en los XXV Premios Calibo de La Ribagorza por la gestión de los refugios de montaña en la comarca y la labor de promoción turística que supone. El Ayuntamiento de Graus concede estos premios para reconocer «las iniciativas que se hayan destacado por el desarrollo y promoción de Ribagorza, independientemente de la faceta en que se hayan realizado».

El acta de concesión del premio destaca que la FAM realiza «una importante labor de dinamización del turismo atrayendo a visitantes a lo largo de todo el año» y que la Federación «con la finalidad de conservar el medio ambiente y el paisaje, apuesta por prácticas sostenibles en los refugios, con iniciativas que reducen el impacto ambiental en entornos frágiles y de gran riqueza natural».

El presidente de la FAMJavier Franco, ha señalado que es un orgullo esta distinción «además en un año tan simbólico como los 25 años del premio» por el reconocimiento «a los guardas y a todas las personas que trabajan para que los refugios ayuden a conocer, disfrutar y conservar la riqueza del medio natural de La Ribagorza«. Franco ha resaltado que los refugios son instalaciones «abiertas a todos y todas para facilitar la práctica del montañismo«, pero que también tienen un importante papel en la seguridad y el cuidado medioambiental, y ha resaltado el Plan de Refugios de la Federación para ir mejorando y ampliando esta red.

Los premios Calibo, que toman su nombre del rescoldo que sirve para rehacer el fuego del hogar, consisten en una escultura honorífica y se entregan cada 15 de septiembre, dentro de los actos del Homenaje a Ribagorza de las fiestas patronales de Graus.

LOS REFUGIOS DE LA RIBAGORZA

Los refugios de montaña no son solamente un establecimiento hostelero abierto todo el año, sino una completa instalación de apoyo de las actividades deportivas de montaña y de servicio público. Los refugios de montaña facilitan numerosas prestaciones a los montañeros que realizan ascensiones y travesías, desde calzado de descanso o información a cama y comida; son un elemento clave en la seguridad de montaña para avisar de accidentes, atender a las víctimas y organizar rescates; toman datos meteorológicos e información científica

La comarca de La Ribagorza suma hasta cinco refugios de la FAM, más que ninguna comarca de Aragón, desde el centenario de La Renclusa, hasta el último en ponerse en marcha, el de Cap de Llauset, en 2016, en parajes emblemáticos.

En el Parque Natural de Posets-Maladeta, se sitúan cuatro, final y principio de otras tantas etapas en el recorrido de la GR 11, Senda Pirenaica y para numerosas actividades. El refugio Ángel Orús (96 plazas), en el valle de L’Aigüeta de Grist, al pie de la Aguja del Forcau, es punto de partida para la ascensión al Posets. El refugio de Estós, en el valle homónimo, (72 plazas) ofrece numerosos itinerarios de esquí de montaña, escalada en roca, alpinismo y espeleología.

La Renclusa (92 plazas), al pie del macizo de las Maladetas es inicio por excelencia del ascenso al Aneto; la FAM comparte su titularidad con el Centro Excursionista de Cataluña y el Ayuntamiento de Benasque. En la cara sur del Aneto, el refugio de Cap de Llauset (86 plazas) completa un nudo estratégico para múltiples actividades.

Ya en el sur de la comarca, la FAM gestiona el refugio Casa Batlle, en el despoblado de Monfalcó (45 plazas), propiedad del Gobierno de Aragón, que tiene acceso con vehículo y permite descubrir la riqueza de la sierra del Montsec, con parajes tan emblemáticos como el desfiladero de Montrebey.

Además, hay que sumar la Escuela de Montaña de Benasque, también propiedad del Gobierno de Aragón y gestionada por la FAM, una instalación para la formación en montaña con equipamientos como gimnasio, biblioteca, aulas taller y rocódromo cubierto.

El presidente de la FAM ha señalado el trabajo realizado, en colaboración con las instituciones públicas aragonesas, para modernizar los refugios, mejorando las habitaciones y los baños, y que así sigan siendo un instrumento «para el desarrollo sostenible de La Ribagorza».

Publicidadspot_img

TITULARES DEL DÍA