22.3 C
Zaragoza
lunes, octubre 3, 2022
escucha onlinespot_img

Salen a licitación las obras de la primera fase del Museo de la Guerra Civil

Más noticias

El Departamento de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón ha sacado a licitación las obras de construcción del ‘Museo de la Guerra Civil, Batalla de Teruel’ con un presupuesto de licitación de 2.988.000 euros, financiados a través del Fondo de Inversiones de Teruel (FITE). El plazo de ejecución los trabajos, que comprenden la primera fase del museo, es de 12 meses.

El Gobierno de Aragón aprobó por Decreto 117/2018, de 13 de julio, el Museo de la Guerra Civil, Batalla de Teruel, con el objetivo de ofrecer un espacio en el que reflexionar y profundizar sobre la influencia que esta guerra tuvo en la Historia contemporánea de España y de Europa en todos sus ámbitos, no exclusivamente en el militar, sino también en la cultura, en los colectivos sociales, en el frente y en la retaguardia, etc.

El museo se ubicará en Teruel, en un solar con una superficie de más de 7.000 m2, ubicado entre la Avenida Zaragoza y la Calle del Carmen. La parcela, es una antigua propiedad del ministerio de Obras Públicas, que pasó a ser propiedad del Gobierno de Aragón.

El proyecto comprende la construcción de una primera fase del museo, que albergará las salas principales de exposición permanente, la sala de exposición temporal, una zona comercial para una pequeña tienda de publicaciones, los almacenes y la zona administrativa. De igual forma, se incluye el acondicionamiento del acceso y de un espacio de aparcamiento.

El edificio, distribuido en dos plantas, tendrá una superficie útil de 1.100 m2 y una superficie construida de 1.300 m2. Queda configurado por dos piezas rectangulares de diferentes dimensiones, dispuestas perpendicularmente entre sí, y organizadas en torno al jardín del memorial, el cual se sitúa en la zona suroeste, vinculado directamente con el acceso peatonal principal a la parcela desde la avenida Zaragoza. Tras el museo, se dispone de un aparcamiento para vehículos.

De entre los dos volúmenes, destaca el pabellón de grandes dimensiones, destinado a albergar la exposición permanente. Enfrentado a esta pieza principal, se ubica el volumen transversal de menor dimensión, que alberga la sala de exposiciones temporales. La disposición de esta pequeña pieza permite delimitar y separar el jardín del memorial de la zona de aparcamiento y, a su vez, organizar los recorridos de entrada y salida del museo.

Ya que el edificio se alzará en un lugar que podría haber sido escenario de los propios combates de la Batalla de Teruel, se considera de forma metafórica al museo como un volumen protector de un interior inquietante que alberga restos de los combates. Por ello, el volumen principal se presenta como un gran prisma de aspecto terroso que nace del terreno, que guarda la exposición permanente. Por otro lado, el volumen secundario se concibe como una pieza que emerge del volumen pesado, pero más liviana, que se va desfragmentando de este para mostrar el final de la guerra y la luz hacia el memorial. Se dispone transversalmente, para marcar la entrada y la salida al museo y albergar en su interior una pequeña instalación comercial en planta baja y una sala multifuncional de exposiciones temporales en el nivel superior.

El volumen principal del museo será de color tierra, en referencia al paisaje y la atmósfera en la que se desarrollaron las Batallas de Teruel, mientras que el volumen secundario y la planta baja del edificio principal se materializarán con acabados de color blanco, el color de la paz.

spot_img
spot_img

En portada

Una gala en el Auditorio de Zaragoza celebrará el día 25 la proclamación oficial de la candidatura de la Jota a Patrimonio de la...

El Gobierno de Aragón, como Comunidad Autónoma al frente de la candidatura de la Jota a la Lista Representativa...
spot_img

Más artículos como este

spot_img