13.7 C
Zaragoza
domingo, febrero 5, 2023
escucha onlinespot_img

Los milanos reales nacidos en cautividad en Aragón reforzarán las reducidas poblaciones de esta especie en Andalucía

Más noticias

La colaboración entre las administraciones aragonesa y andaluza hace posible que este año todos los pollos de milano real nacidos en el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de la Alfranca (CRFSA), se vayan hasta la Sierra de Cazorla para reforzar las mermadas poblaciones del sur peninsular.

El milano real (Milvus milvus) es una de las especies de aves más amenazadas a nivel nacional. Su población reproductora ha sufrido una fuerte regresión, lo que ha motivado su catalogación como “En peligro de extinción”, y esta situación es más crítica cuanto más al sur de la Península Ibérica. En Aragón, el milano real también ha experimentado un descenso de más del 20% de sus ejemplares reproductores en la última década.

Conscientes de esta situación, hace más de una década Aragón inició de manera pionera la puesta en marcha de un programa de cría en cautividad de la especie en las instalaciones del Centro de Recuperación de la Alfranca, cuyo objetivo es la obtención de ejemplares para su liberación en el medio natural y la elaboración de un protocolo de reproducción de la especie en cautividad.

Por su parte, la situación en Andalucía se considera muy delicada para esta especie, ya que apenas quedan una veintena de parejas reproductoras repartidas sólo en dos núcleos ambos con muy bajo éxito reproductor. El más numeroso localizado en el Parque Nacional de Doñana y su entorno y otro mucho más reducido en la Sierra de Aracena y Picos de Aroche. En este escenario, la viabilidad del milano real en Andalucía se encuentra gravemente comprometida y requiere de un apoyo a través de refuerzos poblacionales.

A lo largo del mes de julio de este año, han sido trasladados en dos turnos hasta Andalucía los 11 ejemplares nacidos en cautividad durante el año 2021 en las instalaciones del CRFSA. Estos ejemplares van destinados a iniciar las sueltas mediante la modalidad de hacking, también conocido como cría campestre controlada, considerada una de las metodologías más eficaces en la restauración de determinadas poblaciones de aves.

El sistema consiste en que los pollos nacidos en cautividad en el CRFSA serán colocados en un jaulón en el nuevo medio donde serán liberados, proporcionándoles comida hasta el momento de su liberación. Esto permite que los pollos se adapten al nuevo medio, aprendan a buscar el alimento y a desenvolverse por sí mismos en el medio natural de manera progresiva.

Esta actuación en los jaulones de aclimatación en Andalucía se desarrollará con la participación de GREFA (Grupo de Rehabilitación de la Fauna Autóctona y su Hábitat), ONG reconocida en el contexto internacional por su experiencia en la reintroducción y el reforzamiento de poblaciones de rapaces amenazadas.

Todos los ejemplares liberados serán equipados con marcas, que facilitarán la identificación de los individuos en el campo con ayuda de unos prismáticos, y con emisores satélite, que permitirán conocer cómo es su adaptación al medio natural y qué desplazamientos realizan, así como obtener otros datos de gran utilidad sobre factores de riesgo como la colisión con tendidos eléctricos o la caza ilegal.

spot_img
spot_img

En portada

Teruel Existe presenta a sus primeros candidatos para las elecciones municipales

Enrique Marín, un histórico del Movimiento Ciudadano, encabezará la lista de Teruel capital. Redón lo ha presentado como “una...
spot_img

Más artículos como este

spot_img